Política

ELECCIONES 2015

Massa y De la Sota debaten para la foto

Los precandidatos presidenciables del frente UNA (Una Nueva Alternativa) protagonizaron anoche el primer debate de cara a las PASO de agosto.

Jueves 18 de junio de 2015 | Edición del día

El encuentro se realizó en los estudios del programa “A dos voces”, conducido por Marcelo Bonelli y Edgardo Alfaro. Los ejes pautados fueron Justicia y transparencia y Claves del desarrollo económico.

De entrada, Masa intentó mostrarse como lo “nuevo” en la política, como el candidato del recambio, criticando al gobernador cordobés por presentarse a las elecciones presidenciales desde hace 30 años. De La Sota, por su parte, desplegó toda su experiencia, intentando capitalizar los supuestos logros tras 16 años de gobernar la provincia mediterránea. No perdió ocasión de enrostrarle a Massa su pasado kirchnerista.

Más allá de las chicanas y ataques discursivos moderados entre ambos, coincidieron en pretender imponer “mano dura” para castigar al delito. “No queremos jueces sacapresos”, espetó Masa, mientras que De La Sota se planteó la propuesta de crear una policía nacional “para perseguir a los delincuentes y a los hombres que están en los hogares y golpean a las mujeres”. Esto último no deja de indignar, siendo Córdoba la segunda provincia en cantidad de femicidios. Tampoco habló del Código de Faltas cordobés, por el cual la policía persigue y detiene a los jóvenes de los barrios pobres de la ciudad.

Con un discurso “anticorrupción” en general, plantearon que el poder judicial debe ser independiente de la política y autárquico. Massa hizo hincapié en la necesidad de un nuevo Código Penal, una de sus pocas “iniciativas” en el Congreso Nacional.

En cuanto al desarrollo económico, también hubo bastante acuerdo

De la Sota planteó que para salir de la recesión y bajar la inflación, es necesario un acuerdo económico social de dos años, en el que se crearán cinco millones de puestos de trabajo, los impuestos bajarán un 30% y se reducirá el impuesto a las ganancias. Al parecer, por arte de magia, ya que no contestó las preguntas de Massa sobre el origen de los fondos para llevar adelante tamaña maravilla.

Los dos acordaron en sacar las retenciones al campo y a las economías regionales y plantearon extender el Plan Primer Paso de De la Sota a nivel nacional. Bajo este régimen, el estado mantiene a quince mil jóvenes en a más absoluta precarización, pagándoles $2.500 por 20 hs semanales de trabajo.

Massa fue más concreto en sus propuestas sobre empleo: creará un millón 700 mil empleos en la construcción, para terminar con la falta de viviendas en el país. Resulta al menos irónico viniendo del ex intendente de uno de los municipios donde más negocios realizan las grandes empresas constructoras, mientras miles de familias viven hacinadas en asentamientos precarios.

El diputado nacional se despegó de De la Sota al plantear “ni ajuste ni endeudamiento”, citando una entrevista que realizó un portal online al economista Nadin Argañaraz, del equipo económico de De la Sota. En esa nota, Argañaraz decía abiertamente que hay que endeudarse con quien sea necesario para bajar la inflación.

De la Sota le respondió afirmando que Córdoba sólo se ha endeudado para realizar obras públicas. No habló de los vecinos de las Sierras Chicas, que siguen reclamando a cuatro meses de las inundaciones de febrero que aún no se cumplió con el plan de viviendas prometido.

Los dos estuvieron de acuerdo, sin embargo, que hay que volver a los mercados internacionales de crédito, para lo cual hay que dar muestras de confiabilidad antes.

En conclusión: mano dura, más ganancias para las empresas y los patrones del campo y mayor precarización laboral parecen ser las propuestas consensuadas en el frente UNA.







Temas relacionados

Elecciones 2015   /    José Manuel de la Sota   /    Sergio Massa   /    Córdoba   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO