Economía

AGRO

La cosecha argentina será de 119 millones de toneladas

Según las estimaciones oficiales del Ministerio de Agricultura la soja llegará al récord de 60 millones de toneladas, 31 millones serán de maíz y 13,9 de trigo.

Lucía Ortega

@OrtegaLu_

Sábado 6 de junio de 2015 | Edición del día

El ministro de Agricultura Carlos Casamiquela anunció ayer desde el Expo Milan, en Italia, que este año las cosecha argentina batirá un nuevo récord alcanzando las 119 millones de toneladas. Las estimaciones oficiales arrojan un resultado de 60 millones de toneladas para la soja, 31 para el maíz, 13,9 millones para la cosecha de trigo, 3,16 millones de toneladas de Girasol y 2,9 de cebada.

El resto de los cultivos se compone de arroz (1,5 millones de toneladas), maní (970.000 kg), avena (502.000kg), poroto negro (372.000 kg), alubia (276.480kg), arveja (120.000kg), colza (99.500 kg), centeno (87.300 kg), poroto (57.400 kg.) garbanzo (48.500 kg), apiste (30.700 kg), cártamo (28.680 kg), cebada forrajera (23.000 kg) , lino (18.280 kg), lentejas (17.000 kg) y otros cultivos (400.000 kg).

En su visita a Milán, el ministro Casamiquela recordó que la Argentina es “el quinto productor mundial de alimentos del mundo” y que esto “nos enfrenta al gran desafío de aumentar la producción de alimentos en un 60% para el año 2050, momento en que se estima una población de 9 mil millones de habitantes”.

Asimismo, el ministro destacó la generación e incorporación de conocimiento y tecnología a la producción, la fuerte articulación público-privada y el ámbito académico, la industrialización de la ruralidad, el desarrollo de la tecnología y el acceso al crédito.

Al momento de emitir estas declaraciones, los grandes capitalistas del sector agrario impregnaban una visión poco compartida con el ministro, en la cual se esgrimía la “ausencia de políticas oficiales que favorezcan el manejo de los suelos agrícolas”, la caída de rentabilidad económica y con ello la disminución del uso de tecnología, entre otros argumentos expuestos por María Beatriz Giraudo, la presidenta de la Asociación Argentina de Productores de Siembra Directa (AAPRESID). Aunque confluyen en que “la Argentina, con Brasil, Uruguay y Paraguay, podemos dar respuesta al incremento del 40 por ciento de la demanda mundial hasta el 2050”.

A pesar de los fuegos cruzados, entre otros motivos por la especulación en torno a la sanción de una nueva ley de semillas a la medida de la multinacional semillera Monsanto , el gobierno ya ha dado pasos mediante el intento de un Decreto de Necesidad de Urgencia que fue frenado por el propio jefe de Gabinete Aníbal Fernández para dar lugar más rápidamente a una ley de semillas antes del fin del mandato kirchnerista. Tras las tensiones entre el gobierno y el campo avanza un proceso de sojización y monocultivo de la tierra que ha permitido amasar enormes fortunas para unos pocos concentrados, mientras los trabajadores rurales y el pueblo trabajador continúan siendo un convidado de piedra .







Temas relacionados

Ley de semillas   /    Agro   /    Campo   /    Soja   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO