Política Bolivia

GOLPE DE ESTADO EN BOLIVIA

Áñez recompensa con millones a los militares tras darles licencia para matar

La presidenta autoproclamada, Jeanine Áñez, otorgó por decreto un aumento de presupuesto a las fuerzas armadas. Se suma al decreto que deslinda de responsabilidad a los militares en los operativos. Luego de los nueve muertos en Cochambamba el viernes último, hoy al menos hay un nuevo manifestante asesinado durante el desalojo de Senkata, mientras la resistencia contra los golpistas continúa.

Martes 19 de noviembre | 15:24

Mediante el decreto supremo N°4082 con fecha quince de noviembre la presidenta autoproclamada, Jeanine Áñez, dispuso un aumento de 34.796.098 pesos bolivianos (más de 5 millones de dólares) para reforzar el presupuesto del Ministerio de Defensa destinado a las Fuerzas Armadas. En el artículo 2° se explicita que los fondos son para el equipamiento de los militares.

Esta resolución a la medida de las Fuerzas Armadas que ejecutaron el golpe junto con los policías amotinados, con el apoyo de cívicos y las cúpulas eclesiásticas, es la recompensa económica a una fuerza que por el decreto N° 4078 queda eximida de responsabilidad penal durante la participación de operativos de “restablecimiento y estabilidad del orden interno".

Te puede interesar: Decreto Supremo de Áñez exime a las Fuerzas Armadas de responsabilidad penal por actos de represión

En ciudades como La Paz y Cochabamba, donde se han vivido multitudinarias protestas para exigir la renuncia de Áñez el saldo del accionar militar supera los 23 muertos desde que comenzaron las movilizaciones cívicas posteriores al 20/10, a los cuales se suma hoy, al menos, un manifestante asesinado en Senkata durante el desalojo de la planta de hidrocarburos. El viernes pasado las balas militares se cobraron la vida de nueve cocaleros. Según la CIDH que rechazo este decreto son 715 personas las que fueron heridas hasta el momento.

Te puede interesar: Otra jornada de brutal represión militar en Senkata: un muerto confirmado

Ambos decretos demuestran que se trata de un golpe de Estado y que no hay vuelta atrás. Esto hace más aún necesario fortalecer la resistencia y la movilización obrera, campesina, juvenil y popular con el objetivo de poner fin a la represión, el juicio y castigo a los responsables políticos y de las Fuerzas Armadas y policiales, junto con la liberación de todos los detenidos.







Temas relacionados

Jeanine Áñez   /    Golpe de Estado en Bolivia   /    Política Bolivia   /    Fuerzas Armadas   /    Represión   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO