Juventud

PANDEMIA Y PRECARIZACIÓN

IG Live: Nicolás del Caño charló con jóvenes de apps, Wendy’s y otras empresas

Leila de Wendy's y Laura de PedidosYa contaron su realidad en un vivo por Instagram con el diputado del FITU. La juventud trabajadora se organiza contra la precarización y enfrenta a las empresas.

Maryline Joncquel

Ministerio de Justicia de la Nación/Agrupación Marrón Clasista

Valentina Glaiman

Estudiante de Antropología - Filosofía y Letras-UBA

Miércoles 15 de julio | 12:04

Este martes trabajadoras de Wendy’s y de Pedidos Ya charlaron en vivo con Nicolás del Caño a través de su cuenta en Instagram. Hubo más de 300 personas conectadas en simultáneo, más de 1000 vistas y cientos de mensajes de apoyo de trabajadores de otras empresas o sin empleo. Contaron los ataques que sufren por parte de las empresas en las que trabajan y cómo se vienen organizando en el marco de la crisis económica que se profundiza día a día.

Leila, trabajadora de Wendy’s y recientemente elegida delegada en su local, contó cómo comenzaron a organizarse cuando explotó la bronca acumulada tras recibir aguinaldos de entre $0 y $400, sumado a los descuentos que vienen recibiendo de sus salarios por el cobro del ATP. En las últimas semanas trabajadores de Wendy’s y KFC organizaron paros y asambleas en varios locales de Buenos Aires.

Te puede interesar: Wendy’s y KFC no pagan aguinaldo y aprietan a los trabajadores

“Hay compañeros que ya no tienen para comer, para viajar en colectivo, para pagar cosas básicas. La situación se volvió insostenible y fue cuando decidimos organizarnos, siempre juntos y de la forma más democrática posible”, dice Leila y continúa: “Estamos recibiendo el apoyo de un montón de trabajadores, desde la Red y también otros lados”.

Por su parte, las y los repartidores de apps también se vienen organizando. Laura contó que este jueves volverán a manifestarse frente a la Legislatura porteña para enfrentar el proyecto de ley presentado por Cambiemos que busca legalizar que estos jóvenes ni siquiera sean considerados trabajadores, desligando a las empresas de toda responsabilidad sobre sus condiciones de trabajo.

“No tenemos ART, ni obra social, ni ningún tipo de derecho laboral, los materiales debemos garantizarlos nosotros mismos, no nos dan ni casco y lo justifican con el cuentito de que somos nuestro propio jefe” dice Lau, trabajadora de PedidosYa y miembro de la Red de Trabajadores Precarizadxs.

Podés leer: Repartidores movilizan el jueves a la Legislatura contra el proyecto de Larreta

“Una ley hecha a la medida de las empresas, que legitima la precarización y el fraude laboral. Mientras nosotros perdemos compañeros, ya van seis compañeros muertos en lo que va de la cuarentena a causa de las pésimas condiciones de trabajo”, continúa Laura.

Emblemas de la precarización

¿Qué tienen en común estas empresas? Son expertas en aprovecharse de aquellos más necesitados para producir a bajo costo. Es así como logran acrecentar sus ganancias millonarias: precarizando jóvenes, la mayoría migrantes, en todo el mundo. Les niegan sus derechos y flexibilizan sus condiciones de trabajo.

“No puede ser que los que trabajan sean tratados como miserables por estas empresas que sabemos están ganando fortunas.” Dijo Nicolás del Caño ante los relatos indignantes de Leila y Laura.

Más información: Trabajadores de KFC y Wendy’s en lucha denuncian amenazas de cierre de locales

La respuesta del Gobierno ante la emergencia de la crisis sanitaria y económica es brindar ayuda a estas empresas parasitarias, con subsidios para pagar salarios con el programa ATP que luego le descuentan a sus trabajadores.Todo esto en el marco que ya no habrá más IFE. También votan leyes flexibilizadoras a su gusto como la Ley de Economía del Conocimiento. Así votaron todos juntos, oficialismo y oposición, para beneficiar a estos pulpos de la precarización como Mercado Libre (cuyo dueño es el cuarto hombre más rico del país) y hasta laboratorios como Roemmers que recibirán reducciones impositivas.

Te puede interesar: Ley de Economía del Conocimiento: nuevo regalo millonario al dueño de Mercado Libre

Mención aparte merecen las burocracias de los sindicatos que le dan la espalda a estos pibes y pibas dejando pasar todos los ataques. Pasteleros fue el que acordó el recorte salarial al inicio de la cuarentena. Aparecen solo cuando ya no pueden mirar para otro lado porque las y los pibes llenaron las redes con sus reclamos, se organizaron en Whatsapp, hicieron asambleas en todo el país, se movilizaron y llegaron a algunos medios.

Al respecto de la relación con el sindicato de pasteleros Leila cuenta: “Llamamos al Ministerio de Trabajo, al sindicato, mandamos mails a todos lados. Si no nos hubiéramos organizado jamas habríamos obtenido respuesta.” Prosigue: “La realidad es que el sindicato se hizo presente solo porque paramos y demostramos que sin nosotros no funciona nada.”

Leé también: La juventud se organiza y las empresas atacan: el sindicato de Pasteleros, ¿de qué lado está?

En reuniones que lograron arrancarle a Pasteleros y la empresa producto de su lucha pudieron conseguir que la misma se comprometa en una audiencia ante el Ministerio de Trabajo a pagar lo adeudado de sus aguinaldos este viernes 17 de julio, y llevar las “deudas” de sus salarios a $0. Ante estos compromisos, las y los trabajadores llaman a mantenerse en alerta y organizados en defensa de sus puestos de trabajo y sus salarios, exigiendo el reconocimiento de las y los delegados votados en sus locales. También exigen el cese de las suspensiones y recortes de horas así como la reincorporación de los despedidos por ejercer su derecho a huelga.

Una generación que se levanta en el mundo

Leila tiene 18 años, Laura 21. Son parte de una generación de jóvenes que en nuestro país nació a la vida política peleando en las calles por su derecho a decidir sobre su propio cuerpo. Frente a estas marcas de la precarización, lo que sus trabajadores tienen en común es la rebelión de quienes hoy son considerados esenciales.

Hoy se organizan para defender su derechos laborales elementales, forjando alianzas en la Red de Precarizadxs para enfrentar a las grandes empresas que son bancadas por las cúpulas sindicales y los partidos de siempre, oficialismo y oposición. Son parte de una generación que en el mundo entero perdió el miedo y no se resigna a una vida de precarización.

Desde Estados Unidos contra el racismo, al grito de Black Lives Matter, pasando por Brasil donde el paro internacional de trabajadores de Apps del 1ero de julio fue masivo, hasta Argentina, esta juventud da los primeros pasos en la pelea por recuperar sus espacios de organización.

Este jueves desde las Apps convocan a movilizar frente a la Legislatura. Por su parte, desde comidas rápidas llaman a sumarse a una nueva asamblea nacional de trabajadores de Fast Food para seguir organizando la pelea. En las redes acompañaremos con el hashtag #AbajoLaLeyDeLarreta.







Temas relacionados

Wendy’s    /    Red de Trabajadores Precarizados   /    Recorte Salarial   /    Cuarentena   /    Pandemia   /    Coronavirus   /    Rebelde o precarizada   /    Frente de Izquierda y de Trabajadores - Unidad   /    PedidosYa   /    App   /    Glovo   /    Rappi   /    KFC   /    Pasteleros   /    Juventud precarizada   /    Precarización laboral   /    McDonald’s   /    Nicolás del Caño   /    Burger King   /    Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO