Mundo Obrero

ESTATALES

ATE y dos plenarios de delegados: divide y perderás

Con un día de diferencia las conducciones de ATE Nacional y ATE Capital realizaron plenarios de delegados, cada uno con su agenda. En ambos desde la Marrón Clasista fuimos muy críticos con el accionar de las conducciones y reforzamos la exigencia de coordinar las luchas actuales contra los despidos masivos.

Leandro Sorribas

@Leo_espartaco

Viernes 23 de marzo de 2018 | 13:13

La conducción de la Verde y Blanca de ATE Capital convocó al plenario de delegados para este miércoles pasado, con el agravante de que fue sólo de juntas internas de ciudad, dejando fuera a las juntas de los estatales nacionales –los que más despidos vienen teniendo y quienes hace meses no tienen ninguna convocatoria plenaria para discutir cómo enfrentarlos-. Mientras por su parte la Verde de Cachorro Godoy, conducción de ATE Nacional, lo realizó el jueves y fue convocado para los delegados de todo el AMBA, con escasa concurrencia, incluso hasta con la ausencia de la conducción de ATE Provincia, alineada políticamente con él.

Pareciera un chiste de mal gusto, sino fuese una calamidad, la desunión y el desbarranque de una conducción gremial que, en medio de despidos masivos entre los estatales, sigue su propia agenda ajena de los trabajadores que vienen hace meses enfrentándolos en las dependencias, que cantan en todas las acciones: “Unidad de los trabajadores y al que no le gusta se jode…”

Según varias fuentes los despidos de este verano se cuentan en unos 3000 solo en el estado nacional INTI, Hospital Posadas, Fabricaciones Militares, YCRT, ENACOM, CCK, Casa de la Moneda, SENASA, INCAA, Ministerios de Modernización, Defensa, Cultura, Energía, Ambiente, Hacienda, entre otros. Y sin contar los despedidos provinciales de Vidal y los intendentes como en varias dependencias de La Plata, Quilmes, Tres de Febrero entre otros varios. O los despedidos de Larreta en la ciudad como la subsecretaría de Integración Social y Urbana, el Canal de la Ciudad o el CC Recoleta, entre otros. Como se puede ver y todos los sabemos, el macrismo tiene un plan de reducción de personal con varios argumentos, pero con un único resultado achicar el estado dejando un tendal de despedidos, en todos los estados y cuenta son sus “socios” de la burocracia sindical que dejan correr los despidos, mientras les garantizan las paritarias por debajo de la inflación y con cláusulas flexibizadoras, como son las conducciones de UPCN y SUTECBA.

Sin embargo, varios de estos sectores están dando peleas ejemplares que ya llevan varios meses, como las enfermeras del Hospital Posadas, los mineros de YCRT de Río Turbio, los trabajadores de Fanazul y los estatales del Inti o del Ministerio de Hacienda, como los sectores más emblemáticos y persistentes en enfrentar los despidos.

Hay ánimos para pelearla, falta un plan de lucha coordinado

Por su lado, la conducción kirchnerista de ATE Capital, La verde y Blanca, llamó en enero a hacer una trinchera de cada dependencia que despida. Sin embargo, en las dependencias dirigidas por ellos estuvieron lejos de eso. Sin ninguna preparación entre los trabajadores y con acciones con el aparato del gremio buscan mesas de negociación; que en su gran mayoría son inútiles.

Así pasaron los despidos en Energía, donde llegaron al extremo de firmar la paz social, dejando cientos de compañeros en la calle a la espera de una supuesta reubicación que nunca llegó.

Esta conducción, se niega a preparar la pelea junto a los despedidos y trabajadores, se niega incluso a buscar la unidad con los trabajadores no afiliados o incluso de UPCN abandonados por su conducción y se niega a dar una respuesta unificada de la seccional, con el colmo de convocar plenarios de delegados solo de ciudad. Eso sí, mientras la conducción de la Verde y Blanca si busca la unidad, pero con Andrés Rodríguez y la cúpula traidora de UPCN, en la mesa de unificación del PJ, en vistas de las elecciones del 2019.

Así es que vemos a la Verde y Blanca, en todas las reuniones de unificación del peronismo, junto a los gobernadores que despiden y reprimen estatales, junto a los diputados y senadores que le votan las leyes ajustadoras a Macri, mientras el gobierno sigue avanzando en el 2018 con su plan de despidos.

Así fue que en el plenario propusieron ruidazos e las dependencias el 28 y una marcha con demás gremios conducidos por el kirchnerismo (como docentes de UTE, metrodelegados de la AGTSyP o judiciales de la SITRAJU) para el 5 de abril con la consigna: 12% no alcanza, no a los despidos. O sea, una marcha de protesta por fuera de los conflictos reales contra los despidos y sin ningún pliego de reivindicaciones y plan que logre las reincorporaciones. O sea, una vez más un saludo a la bandera, para un acto de las conducciones sindicales del kirchnerismo porteño.

Parafraseando a los Redondos, muchachos, “El futuro llego hace rato, todo un palo ya lo ves”; el futuro de los trabajadores estatales se juega en el 2018 y el partido se juega en las calles y dependencias con la unidad de las filas de los trabajadores.

Nuestro compañero, de la Marrón Clasista y delegado gral. de la DGMus, Marcelo Gomez planteó en el plenario la crítica a la conducción y exigió que toda medida de fuerza tenía que partir de los sectores en lucha y su coordinación. Como nos dijo al terminar el plenario: “Queda claro que si se logra alguna coordinación y lucha seria, vendrá de la mano de los sectores en lucha que lo impongan a las conducciones. Nada bueno podrá venir de una dirigencia que, todo indica, que lo único que pretende es protestar y aportar a la interna del PJ hacia el 2019”.

Por su parte ATE Nacional, conducida por Cachorro Godoy, llegó al colmo de sacar como resolución de la mesa de conducción nacional, allá por el mes de enero, que la lucha contra el plan de despidos en el estado se iba a responder por seccional, mientras el gobierno tiene un plan nacional unificado contra los trabajadores.

Hay que decir que esta resolución la llevo acabo al pie de la letra. Mientras realizaba convocatorias paralelas a las masivas movilizaciones de trabajadores, como la del 21F y a paros inconsultos que movilizaban solo a su agrupación, debilitando la respuesta de los trabajadores; dejan aisladas las luchas de su propio gremio, aunque a algunas de ellas pase Cachorro Godoy para la foto.

O lo que es peor, llevar a los trabajadores de luchas ejemplares a la confianza de negociaciones en vano, como viene siendo demostrado en el Inti. O pero aun, mirar para otro lado, cuando la conducción de ATE Morón, actúa como patota junto a UPCN contra las enfermeras despedidas del Hospital Posadas.

Apoya algunas luchas y otras no, dependiendo del interés de su agrupamiento político-sindical, cuando cualquier trabajador entiende que una lucha perdida en una dependencia, sea quien sea su conducción, es un avance del gobierno y un retroceso de los estatales. Eso sí, en la misma sintonía, esta conducción se apresta a realizar un congreso nacional de la CTA Autónoma con el único objetivo de llamar a elecciones de dicha central en su pelea con Pablo Micheli y Hugo Yasky. De unificar las luchas, ni una palabra. O sea, su propia agenda donde los despedidos y los activistas que ya están enfrentando los despidos no son ni siquiera consultados.

Al plenario de este jueves la conducción nacional fue con la propuesta de una “semana de lucha” entre el 9 y 13 de abril, con un día de paro y movilización; a consideración del Consejo Directivo Nacional de ATE y a combinar con otros gremios de su propia CTA. Una “semana de lucha” parece un chiste, los trabajadores de su gremio como INTI, FANAZUL, YCRT, llevan meses de lucha. Otra acción más, de un aparato ajeno a los trabajadores en lucha.

Leonardo Amendola, de la Marrón Clasista y delegado del Ministerio de Trabajo, partió en el plenario de la necesidad de aclarar el balance de estos tres meses de lucha contra los despidos, preparar el terreno para una lucha superior ante los despidos por venir. En el caso del ministerio de Trabajo por ejemplo, ante la amenaza de despidos se realizaron asambleas por sectores de afiliados y no afiliados y asambleas generales.

Leonardo agregaba al finalizar el plenario: “Realmente no se puede ser tan necio ante trabajadores que vienen peleándola por meses sin el apoyo de todo el sindicato. Varios delegados de distintas dependencias exigimos una coordinación de los sectores en lucha. Acciones contundentes como las de las enfermeras del Hospital Posadas cortando la 9 de Julio que lorgró destrabar una reunion con el gobierno, es solo un ejemplo de que necesitamos acciones mas decididas. Y lo que es mas importante, sumar la coordinación de todos los sectores en lucha para fortalecer cada una, y golpear donde al gobierno le duele en la calle, haciendo que los despididos copen los informativos de la mañana con sus reclamos, que nadie pueda mirar para otro lado. Si nos encerramos en cada conflicto, ganan ellos.

Por su parte Lorena Itabel de la Marrón Clasista y delegada del Ministerio de Hacienda, contó la lucha que emprendieron ellos contra 106 despidos, donde ya lograron la reincorporación de 18 trabajadores. Y dicho sea de paso, donde ni un solo dirigente ni de ATE CABA, ni Nacional se acercó a esa pelea.

Luego nos relataba las peleas que la Marrón viene dando en el propio ministerio: “Una pelea importante fue bregar por imponer la unidad a UPCN y con los despedidos organizados y el activismo se lograron dos acciones masivas en todo el ministerio junto a la delegación de UPCN; porque la unidad de los trabajadores es una pelea y no solo un cantito. La otra fue confluir con el movimiento de mujeres, donde realmente vemos que hay un aliado poderoso, mas donde muchas de las despedidas son mujeres, por eso realizamos un pañuelazo por el 8M.

La otra pelea que estamos llevando adelante, junto a la comisión de trabajadores despedidos, que son protagonistas de esta pelea y no solo un slogan, fue el fondo de lucha que estamos impulsando, donde Patricio Del Corro, legislador del PTS/FIT fue el primer aportante, como es costumbre en el Frente de Izquierda. Nos falta, aunque estamos tratando de encaminarnos en ello, coordinar con los demás sectores en lucha de nuestro propio gremio, tarea que debería ser la de un sindicato, pero que en esto se encuentra ausente”.

Cada lucha tiene sus tiempos y sus puntos fuertes, descubrirlos y potenciarlos debe ser la tarea de cualquier trabajador que pretenda el triunfo de su reclamo, sin embargo, las conducciones de ATE solo siguen sus agendas políticas sindicales por fuera de las luchas existentes y ni hablar de las luchas por venir. El impulso de un fondo de lucha, incluso imponiéndole a nuestro sindicato, es una tarea esencial para que los despedidos no sean quebrados por hambre.

La unidad y coordinación de los trabajadores en lucha con los despedidos organizados y al frente es otra tarea que se desprende naturalmente ya que el macrismo actúa unido nacional, provincial y municipalmente es el camino para imponer un plan de lucha que logre la reincorporación de los despedidos y frenarle la mano a Macri y su plan.

La fortaleza del Gobierno esta justamente en no pelear unificadamente, divide y reinaras no es una frase vacía y lamentablemente las conducciones sindicales dejan las luchas aisladas.

El punto que más le duele al gobierno es el de la opinión pública y en ese terreno debemos golpearlo, por eso acciones contudentes y completamente públicas como los cortes de las despedidas del Posadas, son un camino para imponer que el Ministerio de Modernización se siente a comenzar a hablar de reincorporaciones.

La búsqueda aliados en la sociedad es otra tarea para acrecentar nuestras peleas, el rol social de los hospitales, del INTI y de otras dependencias son el hándicap para unir a los trabajadores con los sectores populares, todos enfrentamos el ajuste a Macri.

Desde la Marrón Clasista, seguiremos peleando por esta perspectiva, en cada dependencia, apoyando las demás luchas junto a nuestros compañeros diputados del PTS / Frente de Izquierda, como Myriam Bregman y Nicolas Del Caño y del Movimientos de Agrupaciones Clasista del cual participamos.

Sabemos que para lograr cambiar el rumbo a las luchas y a nuestro sindicato y triunfar, no alcanza con tener un programa de lucha, sino que hace falta ser cientos de compañeros que en todas las dependencias levanten esta perspectiva y una política que el centro esté en la pelea por nuestras reivindicaciones como trabajadores en lo sindical y en lo político.

Para que las organizaciones de los trabajadores no sean más un trampolín para los dirigentes que buscan ser parte de los proyectos políticos patronales y si sean una herramienta para que la crisis económica la paguen los patrones, sean del color que sean, y no los trabajadores y el pueblo pobre.







Temas relacionados

La Marrón Clasista    /    Trabajadoras y trabajadores estatales   /    Agrupación Marrón   /    ATE   /    Estatales   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO